Noticias, Nuevos Productos

CBD: Cannabidiol es el nuevo aliado del Vapeo

Nos vamos a poner un poco científicos, pero es necesario para que entendamos la razón por qué el CBD (Cannabidiol) es el gran aliado del vapeo. Para esto debemos entender qué es, cómo funciona y para qué sirve (o no sirve).

Vapeando Cannabidiol…

El CBD viene en diferentes presentaciones, tópico, aceite, comestibles y ahora se pueden encontrar como aditivos como nuestro aditivo de CBDfx (click aquí) o vape pens únicamente designados para CBD, como nuestro vape pen desechable de CBDfx (click aquí). Muchos usuarios describen un efecto casi instantáneo cuando vapean CBD por primera vez, ya que al ser inhalado, el CBD llega más rápido al sistema sanguíneo, en comparación con algo que debe ser digerido. Al vapear CBD (cannabidiol) hay que tener en cuenta que existen varios niveles de concentración de CBD. Nosotros tenemos vape pens de 30mg de CBD y los aditivos vienen de 60mg o 120mg (podemos traerles hasta de 500 mg si lo solicitan a través de nosotros para casos especiales).

Claro está, siempre recomendamos consultar a tu médico previamente a que inicies a utilizar CBD.

¿Qué es el CBD?

No es exagerado decir que el CBD (Cannabidiol) es uno de los compuestos más prometedores que actualmente se somete a rigurosas investigaciones médicas y científicas. CBD ha sido noticia en los últimos años por algunos resultados bastante sorprendentes. Aún así, la desinformación y la confusión sobre el CBD abundan debido a que es algo relativamente nuevo. Echemos un vistazo profundo a lo que es el cannabidiol (CBD), y exactamente lo que hace, y no hace.

El CBD es simplemente la abreviatura de “cannabidiol”, la segunda molécula de cannabinoides más abundante producida por la planta de Cáñamo Industrial o Cannabis. La molécula más abundante, por supuesto, es la de THC: el químico psicoactivo famoso por hacer que los usuarios se sientan “drogados” (El CBD no tiene este efecto). Ten en cuenta que tu cuerpo ya tiene un sistema endocannabinoide, un sistema molecular extremadamente importante que tu cuerpo utiliza para regular y realizar diversas funciones críticas. El CBD se une a receptores en este sistema; nuestros cuerpos fueron diseñados para interactuar con los cannabinoides desde el principio, ¡incluso los producimos naturalmente!

¿Cómo funciona el CBD?

Como dijimos anteriormente, tu cuerpo ya tiene un sistema endocannabinoide tremendamente complejo que afecta a varias áreas y funciones diferentes. Ese sistema está plagado de “receptores”, sitios que esperan la presencia de moléculas de cannabinoides. Cuando el cannabinoide se acerca, el receptor se unirá a sí mismo, creando una interacción química sofisticada que la ciencia moderna recién está comenzando a entender. A diferencia de su molécula hermana THC, el CBD no te hace sentir ” que todo está bien”, pero no pienses que la falta de efecto psicoactivo o intoxicante significa que no está ocurriendo nada. Por el contrario, está muy claro que hay muchas respuestas químicas que ocurren cuando el CBD se une a esos receptores cannabinoides. Dicho esto, el sistema endocannabinoide es ubicuo en el cuerpo humano y afecta de algún modo a casi todas las funciones principales (especialmente la regulación homeostática). Debido a esto, es una gran tarea discernir todo lo que CBD hace, exactamente, cuando ocurre la unión. Ahí es donde está el proceso de investigación en este momento: tratando de resolver ese misterio.

¿Cúales son los usos del CBD?

Antes de discutir algunos usos del aceite de CBD, debemos aclarar un área de confusión: ¿qué es exactamente el aceite de cáñamo de CBD? El aceite de cáñamo de CBD es simplemente el producto de aceite natural extraído de la planta de cáñamo, una especie no psicoactiva de la familia del cannabis. Aunque el aceite de CBD también puede derivarse de las especies psicoactivas, esos aceites pueden terminar conteniendo trazos más altos de THC, que no es ideal para todos los usuarios de CBD. El sistema endocannabinoide de los humanos, al que el CBD afecta directamente, tiene una profunda influencia en diferentes áreas y funciones en nuestro cuerpo. Por lo tanto, el aceite de CBD se está autoadministrando como un suplemento por personas en todo el mundo para combatir las condiciones. El hecho es que cada día se realizan nuevas investigaciones médicas sobre el CBD, y no sabemos muy bien cómo funciona, pero el potencial es asombroso. El sector financiero ciertamente está apostando por la continuada popularidad del aceite de cáñamo de CBD: un artículo reciente de Forbes estima que el mercado de CBD crecerá un 700% para 2020 (Encuentra el artículo haciendo click aquí).

Ahora sí, la pregunta del millón: ¿para qué se puede usar CBD? Antes de profundizar en algunos de los usos, tenemos que dejar en claro el hecho de que la investigación del CDB está en una etapa prematura, y solo hay unos cuantos estudios definitivos del CDB en este momento. Por lo tanto, sería altamente irresponsable sugerir que el CBD está definitivamente o directamente vinculado a cualquiera de estas posibles aplicaciones.

En este momento, el uso del CBD es de venta libre y las personas se lo “automedican” para una gran variedad de síntomas.

Alivio del dolor y la inflamación

Una de las aplicaciones potenciales más investigadas del CBD en este momento es su efecto analgésico. Es probable que el CDB interrumpa los receptores del dolor, paradójicamente desencadenando la liberación de dopamina y serotonina en su lugar. Existe evidencia que sugiere que esto puede funcionar incluso en pacientes para quienes las opciones farmacéuticas no funcionan o para quienes no es seguro prescribirlas.

Alivio de ansiedad

Una de las razones más populares por las que las personas compran productos de CBD, según las revisiones y los informes anecdóticos de los usuarios, es para aliviar la ansiedad. Hasta el CBD se ha demostrado que contrarresta muchos de los efectos del THC, incluida la reducción de la paranoia, el estrés y la ansiedad. Varios estudios ya han demostrado una reducción medible de la ansiedad a partir del uso de CBD basada en datos biométricos.

Efecto anti-náusea

A través del agonismo indirecto de 5-HT (1A), se ha demostrado que el CBD atenúa el vómito y el comportamiento relacionado con las náuseas según un estudio del 2012. El CBD activa indirectamente los autorreceptores en el núcleo del rafe dorsal, que produce un efecto antiemético. Esto puede ser un alivio indescriptible para las personas que experimentan náuseas por una amplia variedad de razones.

Anti-psicótico

El CDB a menudo se discute como parte de un posible tratamiento futuro para la esquizofrenia y otras formas de psicosis. Se ha demostrado que el compuesto induce una propiedad calmante y antipsicótica en humanos y animales en más de un estudio.

Protección de la piel

Particularmente cuando se trata del cese del eccema y el acné, el aceite de CBD (utilizado como tratamiento tópico) se está volviendo cada vez más popular. Se cree que el potencial antiinflamatorio de CBD podría funcionar sinérgicamente con su efecto positivo sobre la apariencia y la salud de la piel.

Tratamiento del insomnio

El CBD puede tener un efecto sedante, particularmente en dosis más altas. Si alguna vez has sufrido de insomnio o una condición que te impidió conciliar el sueño, tu sabes el alivio que puede ser que se desvanezca por unas pocas horas.

Fuente: CBDfx

Deja un comentario